24 jul. 2008

Salir del letargo

Ando unos días desconectado entre marismas, volcanes y acantilados. Son días silenciosos, en este anverso del espacio/tiempo en el que me encuentro, alojado frente a un desfiladero desde donde,a lo lejos, contemplo migraciones de aves, pechos teutones (de los que le gustan al Héctor) y cayucos varados. Cuesta salir de esta hivernación estival. Reconozcamoslo de una vez: siempre me tiró el mito del hombre cavernario saliendo a cazar osos y pescando en taparrabos (pero soy demasiado perezoso para eso).
Regresaré con renovadas fuerzas para lo que se nos viene encima. Pronto asistiremos al parto de Bostezo. Me he traído (he visto demasiadas películas tipo Ventura Pons o Bollaín) los textos para revisarlos y corregirlos, tareas que intento llevar a cabo entre trago y siesta en la hamaca. Después de una semana sin hacerlo, he bajado al pueblo (cualquiera, aquí todos son iguales) a comprar el diario y me sorprende la detención de Karadzic (este hombre se merece un reportaje en el dossier En la piel del diablo) y que TVE no retransmirá los Juegos Paralímpicos. Me acuerdo de Vake, amigo y deportista de élite, que lleva meses preparándose para la cita de Pekín, donde participará en la disciplina de Boccia para paralíticos cerebrales. Una vez más se demuestra que eso de la integración social a los disminuidos físicos/psíquicos sólo sirve para crear muchos eslóganes, rellenar columnas en la prensa progre y elaborar programas públicos de buenas intenciones y nulos resultados. Bueno, aquí lo dejo, que me está saliendo un tufillo a lo "maruja torres" que no me aguanto. ¡Animo Vake! (y ya nos cuentas)
PD: España se encuentra en la élite mundial del deporte paralímpico, lo cual hace más sangrante el desaire televisivo.

No hay comentarios: